Un fichaje del Valencia que era bueno, ahora no tiene "padre", pero es un activo del club (Diakhaby)

Cuando llegó, de la mano de Longoria y Alemany, todo era confianza, aunque ahora se siembran dudas sin nombrar en asboluto a los que lo trajeron 

Mouctar Diakhaby

El Valencia cerró un gran fichaje con Mouctar Diakhaby. Lo dije en 2018 cuando lo firmaron Pablo Longoria y Mateu Alemany, y lo sigo pensando hoy, que parece que vino sólo a Mestalla, llamó a la puerta y le abrieron. La victoria tiene muchos padres pero la derrota es huérfana, y eso, o muy parecido, es lo que le pasa al central francés. Cuando tenía un contexto adecuado era un jugador de enorme futuro. Cuando todo se ha torcido y él no ha estado bien (y este año está siendo el mejor zaguero), fue poco menos que un robo de 15 millones de euros.

El año pasado quedó señalado por dos partidos muy concretos, el de la Atalanta en Champions y el del Levante en Liga tras el confinamiento. Burlas, mofas, menosprecios... todo valía con un chaval que, por lo visto, ha sabido abstraerse. Y ha demostrado tener una fortaleza mental gigante, porque a otros, con mucho menos, les hemos visto deshacerse como azucarillos con esa presión del entorno que padeció. Este año ha sido marcado también, por el partido del Levante y el del Getafe, que en cada caso tienen un razonamiento.

Pero con otros hay una permisividad infinita, y a Diakhaby no se le pasa una. Como a otros compañeros que ahora tampoco viene al caso. La entrevista del diario AS es magnífica, porque describe a un tipo sereno, sensato, con hambre, y que sabe dónde vino y dónde está ahora. Fue un gran fichaje en 2018, y ahora mismo también. Y como a muchos futbolistas, generemos un contexto "normal", el club y nosotros, y veremos que son mucho mejores de lo que todos podemos pensar.

La mejor cuota

09/06
20:45
España
gana a Túnez
Apostando 10€ ganarías 12.8€

Últimos artículos

Comentarios recientes