El día más cruel de la historia del Valencia (que no el más duro)

Se cumplen 19 años de aquella final de Champions League de San Siro que tuvimos en la mano... pero que al final se nos escapó por muchas cosas

Pellegrino falla "el penalti"

El día más cruel de la historia del Valencia en 101 años, que no el más duro, fue el 23 de mayo de 2001, en el estadio de San Siro, en Milán. Era la segunda final de la Champions League consecutiva que jugábamos, y en diversos momentos de aquel partido, lo tuvimos en la mano, más cerca que nunca. Recuerdo estar mirando el marcador todo el descanso, ganando nosotros 1-0. Tengo esa imagen grabada en mi cabeza. "Tres cuartos de hora más y es nuestra". Se avecinaba le peor hora y media que recuerdo en el fútbol.

Todo salió mal después del descanso. El mal cambio de Cúper, el empate rápido del Bayern, la lesión de Ayala cuando iba a salir Vicente para darle vida al ataque del equipo, el fallo de Zahovic, el penalti de Carboni que nos dejaba todo a favor... Nada fue bien, sin duda, y nos fuimos llorando de impotencia de aquel maldito estadio, y pensando que, después de dos veces, Dios sabía cuando volveríamos. Al menos era lo que rondaba mi cabeza.

No fue el día más duro, porque los que ya tenemos una edad vimos al equipo bajar a Segunda en el 86, y eso, comparado con perder una final de Champions, no tiene nada que ver. Recuerdo cada datalle de aquellos dos días en Milán. No recuerdo nada de antes ni después, pero desde que llegamos a la ciudad hasta que aterrizamos en Valencia, cada momento es como si lo estuviera viviendo. Muchas noches me he despertado soñando con aquella tanda de penaltis. Aunque eso sí, tengo claro que el fútbol no nos debe nada. Esto va de trabajar todos los días y no hay memoria.

La mejor cuota

09/06
20:45
España
gana a Túnez
Apostando 10€ ganarías 12.8€

Últimos artículos

Comentarios recientes